sábado, 1 de noviembre de 2008

Noche de Halloween



La noche de ayer es de esas noches especiales. Noche de halloween y ademas toco en viernes este año. Como creo que les sucede a muchos pues no faltan las invitaciones para irse de fiesta por este motivo. Nos llegarón varias invitaciones entre ellas una de parte de compañeros de trabajo y otra de parte de Nelly y sandy. Afortunadamente Nelly decidió a última hora posponer la suya a la noche de hoy sábado y asi podremos asistir a ambas.


La verdad es que de entrada era más ir por compromiso que por gusto a la fiesta organizada por mis compañeros de trabajo- De alguna forma es compromiso ya que como ejecutiva si no asisto, se puede prestar a que no me interesa convivir con los empleados de menor jerarquia.

Pero como dicen por ahi, al mal tiempo buena cara y nos fuimos a la fiesta. Para mis compañeros de trabajo, lila es solamente una amiga que comparte los gastos y el departamento. Como la fiesta era de disfraces pues fuimos debidamente disfrazadas.

No por nada pero el traje de enfermera me quedó que ni pintado.

lila se fue disfrazada de futbolista. Claro que el disfraz tenia algunas modificaciones. En lugar de zapatos con taquetes y feos, llevaba unos tenis comodos y muy femeninos y alegres. En lugar de las medias o calcetas unos calcetines deportivos cortitos que dejaban ver sus hermosos tobillos. El short deportivo pues era de color blanco muy cortito y una talla menor de tal forma que le quedaba ajustado y permitia lucir su hermoso trasero. Como era de color blanco y tan pegadito pues iba sin interiores. En lugar de la playera clasica llevaba una de punto ajustada y que le llegaba justo abajo del pecho, de igual forma no llevaba sosten ya que de hecho su pequeño busto se veia mejor sin el. El toque final fueron dos coletas a los lados.

Como ya es su costumbre no le pareció mucho, que si estaba muy atrevido, que que iban a pensar, que si se le veia o se le insinuaba todo, etc.

Cuando llegamos a la reunion debo confesar que me dieron un poco de celos. Todos se desvivían por lila, por supuesto que hablo de los hombres. El que no le ofrecia una copa, le traia un bocadillo, otro le pedia bailar, etc.

Se estaba convirtiendo en el alma de la fiesta jaja.

Me quede sola por un momento y se acercó Toño un muchacho que esta en el departamento de compras. Es un chico de unos 25 años, que es muy educado, muy cordial, y bastante atractivo. Sin embargo es blanco de las pullas de sus compañeros por no tener novia ni pareja. Es como decía, un chico muy atractivo y agradable pero extremadamente timido. Aparte que por su propia timidez su autoestima en el plano de las relaciones con el sexo opuesto esta prácticamente por los suelos.

Se puso a conversar conmigo y le pregunte el porque no bailaba. Me comento que no le apetecía. Le dije que a mi si y que si me hacia el favor de bailar conmigo. Se puso rojo como tomate y no le quedo más que aceptar. Cuando empezamos a bailar me dijo que me advertia que no sabía bailar, le dije que no importaba y bailamos unas cuantas piezas. De regreso a la mesa le pedi a lila me acompañara al baño. Le comente sobre este chico y le dije que quería que no aceptara bailar ya con nadie. Hablaría yo con el chico diciendole que lila me había preguntado por quien era quien me había sacado a bailar y que le parecia muy atractivo y que se lo presentara. lila debía bailar lo que quedaba de la noche solamente con El y/o aparentar que estaba seriamente impresionada con el chico. Sin embargo debería evitar cualquier compromiso. Debía dejarle en claro que ella tenía una relación con alguien para evitar que el chico se ilusionara en un momento dado.

Regresamos a la mesa y me puse a conversar con Toño diciendole que lila me habia comentado, bla bla bla... Abrió tamaños ojos y antes de que pudiera reaccionar se acerco lila y me pidio se lo presentara. El rojo de su cara no pudo ser más intenso pero al menos pudo balbucear un mucho gusto. Empezaron a conversar y habilmente me aleje de ellos dejandolos hablando. No falto quien se acercara a sacar a lila a bailar y Ella se disculpaba diciendo que estaba conversando con Toño.

Todo salió como lo planee, lila era la atracción de los hombres y la envidia de las mujeres. Es sorprendente como un poco de autoestima cambia a las personas. Después de un rato, el Toño timido de hombros encorvados se convirtió en un hombre completamente distinto. Seguro de si mismo, se le enderezo la espalda, le surgió el brillo en los ojos y la sonrisa facil en el rostro.

De regreso a casa lila me comento que cuando le expresó que tenía una relación, Toño le dijo que le gustaría poder seguir tratandola y ser su amigo.

Lo que parecia sería una reunion aburrida y de compromiso se convirtió en algo divertido.

Debo confesar que lila también disfrutó del juego.

Ya en casa pude disfrutar ampliamente de mi jugadora de futbol. Ese traje es perfecto para subirme las hormonas. La forma como realza su trasero y deja adivinar sus pezones coronando sus pequeños pechos hace que mi libido se suba al 1000 %. No cabe duda que su trasero y sus pequeños pechos me matan. Uff el partido quedo empatado por agotamiento de ambos equipos.

Te amo lila

Amanda
Domina

4 comentarios:

skorbuto dijo...

¿Por qué será que en esta historia no veo a la dómina sinó a la persona que tiene un empleado de valia que no es apreciado por sus compañeros y aprovecha la situación para que a los "gallitos" se les caiga la mandibula al suelo?

Magnífica acción.

jade{LB} dijo...

No tengo nada mas que añadir al comentario anterior... estuvísteis espléndidas y generosas ambas! :)

Besos

Tarha dijo...

En cierto modo recuerda un poco a la historia del patito feo.De seguro que este lunes mas de una y de uno empezara a mirarle con otros ojos.Claro que si el no se ve distinto poco cambiara en su vida.
Tarha

JEZABEL dijo...

Además de honrada (y bien acertada en tu decisión) de la propuesta, eres también toda humanidad... todo un tesoro que tiene lila. Ambas os merecéis y estáis hechas una para la otra, no cabe duda...

Abrazos,

Jezabel.