martes, 7 de octubre de 2008

Propuesta


Hay cosas que cada día me sorprenden más. Una de ellas es el pder de las comunicaciones y los medios modernos de comunicación.

Personas que estan lejos, o bien que estando cerca nunca imaginamos que existen, de pronto se convierten en personas que nos dan mucho en cuestiones como cariño, amistad, complicidad, etc.

No estoy descubriendo el hilo negro, lo se.

Sin embargo aunque de alguna forma estoy acostumbrada a recibir de tiempo en tiempo mensajes de ofrecimiento de sumisos (sobre todo varones) he recibido un ofreciemiento que me ha dejado con los ojos abiertos y no he podido resistir la tentación de tomarlo en serio.

He recibido una correo muy interesante y emotivo que me ha enviado una mujer. Me comenta que ha sido lectora de nuestros blogs desde hace tiempo y que desea ponerse en contacto conmigo. Desea Ella que la agregue al messenger porque desea comentarme cosas que para ella son muy importantes y que me suplica que le escuche o que le lea.

La agregue y nos pusimos en contacto a traves de ese medio. Se presenta, me dice que a traves de la lectura de los blogs, ha dejado en claro para ella que siempre ha sido sumisa, que no tiene con quien hablar al respecto y que se dirigia a mi porque necesitaba desahogar y hablar con alguien de lo que sentía. Hasta aquí pues nada extraordinario ni raro.

Le comente que con gusto la escuchaba que podía decirme lo que gustara.

Me confeso que era una mujer de 42 años, divorciada, sin hijos y sin mayor problema economico.

Su sentir desde pequeña era el de servir. Sus fantasias siempre habían sido de ser la sirvienta de una casa.

Al comentarle que eso no tenia nada de anormal, ni raro y que pues no se sintiera mal, que muchas tenian ese tipo de fantasias, fue cuando me sorprendio.

Me confeso a continuación que vivia en la ciudad y que lo que deseaba era que la aceptara como mi sumisa en el plan de sirvienta, que podìa dedicar dos días de la semana a ese servicio. Que me aclaraba que no buscaba dolor, ya que no era masoquista, ni tampoco nada de tipo sexual. Simplemente quería ser mi sirvienta dos dias de la semana. Que si era necesario el que me pagara por mis servicios de Domina le dijera cuanto podía costar.

Una vez que me repuse de la propuesta, le indique que no era Domina profesional, que no me dedicaba a eso. Que si gustaba lo que podiamos hacer era conocernos y platicar al respecto de lo que deseaba y sentia.

Quedamos de vernos a tomar un cafe el próximo miercoles 8 de octubre.

Amanda
Domina

4 comentarios:

jade{LB} dijo...

Vaya pues justo te leo cuando seguramente faltaran horas para veros... espero que todo vaya genial porque su propuesta es la mar de interesante si ;)

Un beso para ambas!

monah{Rk} dijo...

Es curioso, verdad? cómo cada persona tiene sus propias fantasías, su propia visión de la D/s... la gente nunca dejará de sorprendernos, no? ;)

Espero ansiosa la continuación de este post jeje

Muchos besos

JEZABEL dijo...

En fín, mi opinión sé que parecerá un tanto extraña viniendo de mí, Amanda, que soy sumisa(aunque él sea así...), y que tengo cierta tendencia bi..., por lo cual entiendo en cierto modo la propuesta...pero..

Pero... con todos ms respetos, Amanda, y aunque reconozca que la proposición es interesante... Yo, en tu lugar (y créeme cuando te digo que también tengo mi parte dominante... cosa que no sabía y que estoy descubriendo también, bromas de la vida)NO LO HARÍA. Sé que mi opinión, y más siendo de una novata en estos temas, o casi, te parecerá de poco valor. Y no te lo reprocho, cielo. Pero... no sé, suelo tener buena intuición Y creo que, aunque lila aceptaría evidentemente porque os amáis... no sé, no sé... Quizás a la larga te arrepentirías de haberlo siquiera considerado.Lo siento, Amanda, no soy quien para opinar y menos para que creas en mis intuiciones o para enjuiciar nada, pero, discúlpame, linda, nunca he podido evitar ser sincera. Por eso tengo tantos enemigos, jejejee...

En fín, que sea lo que Dios quiera, os deseo lo mejor. Muchos besos para ambas, con todo mi corazón, pues estáis en él,

Jezabel.

BELMAR dijo...

Las fantasías para cada uno son como gotas de lluvia en vuestra tormenta...